El CTI de la Fiscalía estuvo buscando especuladores en la central de abastos de Bogotá y encontró a dos, que judicializó de inmediato. El gerente de Corabastos les advirtió a los afiliados que los seguirán vigilando para evitar nuevos casos.

No hay confundir la especulación con las leyes de oferta y demanda, pues las compras de pánico masivo disparan los precios sujetos a ésta.