La alcaldía de Bogotá está dispuesta a pagar el semestre de los que están por graduarse, para no perder por la crisis económica lo que se había avanzado en igualdad de oportunidades.