Fasecolda le pide revisar a las personas cuya realidad financiera cambió, que revisen la letra pequeña de sus créditos y tarjetas de créditos, porque muchas veces se ignoran los seguros y subsidios de desempleo que están escritos.