Vicepresidenta ordenó intervenir sala Liévano de Palacio de San Carlos, bien de interés cultural

El Palacio de San Carlos, del que escapó Bolívar en la noche septembrina, es un bien de interés cultural por dentro y por fuera, pero a su nueva inquilina, la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, no le gustaron los enchapados de su salón de recepción de embajadores y resolvió remodelarlo.

Artículo anteriorSubalterna de senadora Cabal, privilegiada con cargo en Procuraduría de $30 millones mensuales
Artículo siguienteCuestionado exalcalde de Girón, Santander, puso amigo y pondrá a exesposa en su lugar. ¡Qué tal eso!