Un magistrado que enfrenta un juicio por corrupción repitió como procesado las maniobras que había conocido como juez para retrasar su imputación. Frente a las cámaras de Noticias Uno recordó que dijo haber estado enfermo del corazón.

Qué tal esto.