Una vez termine su proceso se estudiará la sostenibilidad fiscal de la reforma pensional, pero no hay signos de alarma

Los centros de pensamiento económico están tranquilos con la reforma pensional, aunque aún no se conocen las cifras exactas de su impacto fiscal. Dicen que mejora las posibilidades de pensión para las mujeres y tiene otras ventajas, pero piensan que por tarde en diez años el país tendrá que discutir el aumento en las edades de pensión y otros temas.

Artículo anteriorPelea de Gallo contra JP Hernández estuvo a punto de pasar a las manos
Artículo siguienteSólo falta una sesión del Congreso para que se apruebe la Reforma Pensional