Aunque menos recordados en esta época, los homicidios de los dos disidentes de las FARC y del llamado precursor de los grupos paramilitares también conmocionaron a la sociedad en su momento.