El accidentado trámite para traer a Mancuso estaría llegando a su conclusión con la decisión autónoma de Estados Unidos de deportarlo, pero no a Italia, sino a Colombia

Si la deportación de Mancuso se confirma, se deberá a la voluntad política del gobierno Trump y no a la decisión de la justicia de ese país.