Hoy fue sepultada en Bogotá la exguerrillera a la que un sicario asesinó el jueves en el barrio El Tunal de Bogotá mientras paseaba a su perro. Su partido dice que se trata de un mensaje de terror para todos los excombatientes.

Los directivos del partido califican el crimen con un golpe a la moral de miles que resolvieron dejar las armas y buscar sus proyectos de vida en la civilidad.