Gobierno alemán pidió a Rusia resultados en investigación de la intoxicación que tuvo al borde de la muerte al opositor de Vladimir Putín, Alexei Navalni, de esa colaboración dependerá la continuidad de las relaciones de Rusia con Europa.