La pandemia ha fortalecido las relaciones de las personas con sus mascotas y una prueba de ello es el aumento en los seguros para ellas