Esta niña ugandesa cuyo nombre es Vanessa Nakate, ha sido noticia mundial en los últimos días. Y puso en aprietos a una de las agencias de prensa más reputadas del mundo.

Vanessa es una  de las jóvenes ambientalistas que lucha internacionalmente contra el cambio climático y es famosa por su activismo no solo en África sino en buena parte de Europa… Aunque es menos conocida que Greta Thunberg, Vanessa es invitada permanente a los foros sobre el tema.

En esta fotografía Vanessa aparece con Greta y otras tres jóvenes ambientalistas en Davos, Suiza, esta semana, a donde fueron invitadas para hablar ante los líderes del mundo sobre cómo los negocios y actividades económicas de sus países están destruyendo el planeta….

Para sorpresa y dolor de Vanessa, la foto fue publicada por la agencia periodística  Associated Press, más conocida como AP, sin ella.

La fotografía fue editada de tal manera que la imagen de Vanessa se excluyó y aparecían en ella solo las cuatro chicas de raza blanca.

La joven ugandesa no se quedó callada. Además de este doloroso video, publicó un trino en que expresó su frustración pero sobre todo, su protesta por la discriminación racista de que fue víctima.

“Ustedes no borraron una foto. Borraron un continente. Pero estoy más fuerte que nunca”.

La AP se disculpó de inmediato y publicó la foto original. Uno de los voceros de la agencia aseguró que no se trataba de racismo sino de una simple edición fotográfica. Pero nadie le creyó y la AP fue fuertemente criticada por muchas voces, incluyendo la de Greta Thunberg. Tal vez lo que quiso decir Associated Press es que no cometió una ofensa deliberada. Sin embargo, es innegable que el subconsciente discriminador traicionó a quien tomó esa decisión.