Renuentes a conversar pero dispuestos a negociar los convocantes del paro nacional se reunieron hoy para unificar posiciones en torno a los trece puntos en los que pretenden llegar a acuerdos.

Ya es un protagonista en éstos la guardia indígena que advirtió que si no arranca la negociación podrán llegar más manifestantes de las comunidades indígenas a Bogotá.